Entrevista a Estefanía Martín García

Por Rocío Pastor Eugenio.

Imagen de Estefanía Martín García.

Ganadora del Premio Modelo Responsable 2012 durante el último desfile de María Lafuente, Estefanía Martín, humilde, sonriente y a pesar de su altura, 1.78 sin tacones y sus medidas perfectas: medidas son 85-60-90, se muestra muy cercana.

Hoy se sincera con WOMANWORD para contarnos de primera mano cómo es, desde dentro, la vida de una modelo española.

WOMANWORD- ¿Cómo decides dedicarte al mundo de la moda?

Estefanía Martín- Tenía claro que quería trabajar y ganar dinero y que con mi imagen podía conseguirlo. Ya a los 14 años me pararon por la calle para hacerme unas fotografías y a los 16 años, lo hizo Blanca Romero. Fue dos años más tarde cuando logré convencer a mi madre para apuntarme a una agencia y dedicarme al mundo de la moda.

WW- ¿Qué opinas de las modelos que empiezan su carrera en la adolescencia?

EM-Las grandes modelos españolas han comenzado con veinte años su carrera y ahí siguen. Cuando una modelo empieza su carrera con 14 años, vive sola con muchas modelos en un piso, en un país extranjero, puede que lo hagan las familias con necesidad ya que esas niñas son como muñecos. Yo no estoy a favor de ello, es un mundo muy duro y muy competitivo y para poder estar centrada y con los pies en la tierra, no sólo necesitas tener más edad sino también estudios, por eso combino mi carrera con la Universidad. Estudio Administración y Dirección de Empresas.

WW- ¿Qué te aporta el mundo de la moda?

EM- Amistades, conocer sitios nuevos, gente nueva, viajes, experiencias y una perspectiva muy madura y profesional como enfrentarme a entrevistas en inglés en otros países. Son cosas que yo comparo con mis compañeros de la universidad y ellos aún no han vivido cosas así. No es un mundo superficial sino un trabajo que te hace madurar y te enseña a estar frente al cliente y a tu agencia.

WW- Cuentame cómo es el backstage…

EM- Hay de todo, desde gente muy profesional a niñas que no paran de quejarse por horarios, maquillaje… que no saben trabajar, que no saben estar ni ser responsables.

WW- ¿Es el mundo de la moda tu futuro?

EM- Me gusta el mundo de la moda, pero no estaré en él en un futuro. Si puedo seguir trabajando lo haré, pero prefiero combinarlo con mi licenciatura ya que conozco éste negocio por dentro.

WW- ¿Cómo guía tus pasos la agencia de modelos?

EF- La agencia es fundamental para poder trabajar. Cuando entré en la agencia mi madre comenzó a apoyar más mi carrera, hasta entonces siempre me ha ayudado a focalizar que mis estudios son lo primero.

La agencia te asesora, no te obliga, cuando comencé a trabajar me dijeron que con cuatro kilos menos trabajaría tres veces más y me puse a dieta. A dieta sana.

WW- ¿Se llegan a hacer locuras?

EF- Mira, en moda es el cliente el que marca la tendencia, si quieren chicas con curvas y explosivas, eso es lo que demandan; si prefieren chicas planas, como las niñas que aún no han desarrollado y vienen del este, se gira a esa tendencia… Sé que hay chicas que se liman las caderas para poder estar dentro del canon o que se liman los dientes por que ahora se llevan los dientes separados…

WW- ¿Qué hay de verdad en que la droga forma parte de este mundo?

EM- Todo. Sobre todo en las altas esferas. A las modelos, el cliente y la sociedad les exige unas medidas que son imposibles para mujeres adultas, por eso, para poder trabajar, muchas modelos dejan de comer y para no desfallecer se drogan, primero porque las invitan y luego para poder cumplir el medir 1.80 y pesar 48 kilos. Es normal que la gente se queje de modelos anoréxicas y de la droga, porque es verdad.

Luego está el otro tipo de modelos que no cae en esto y defiende sus cánones, trabajen o no, están por encima de ello.

WW- ¿Se puede evitar?

EM- Son modas…

WW- ¿En qué es en lo que más trabajas?

EM- Soy muy alta por lo que hago muchos desfiles. He desfilado con Carolina Herrera, Manolo Blahnick, Las mil y una bodas, la Semana Internacional de la Moda, WomanSecret, Miguel Palacio o Miguel Marinero que es muy buen amigo mío y me enseñó a caminar. Me llevaba a su tienda y me indicaba cómo caminar, esto es a algo que se aprende viendo muchos vídeos, desfiles y caminando.

Los hombros y la cabeza no se deben mover, se mueve la cadera, pero ahora se desfila diferente que en los años ’90 que la modelo salía a lucirse. Hay que ser elegante y cada modelo tiene su estilo.

WW- ¿Qué opinión te merecen las escuelas de modelaje?

EM- Eso es para sacar dinero. Se aprende con la práctica y viendo muchos vídeos y desfiles.

WW- Háblame del premio de Modelo Responsable

EM- Me entrevistaron antes de comenzar el desfile de María Lafuente, como a todas mis compañeras y yo les expliqué lo que era para mí la belleza responsable, lo que yo les dije es que hay que cuidarse pero sobre todo hay que ser feliz.

WW- La altura te ha abierto puertas, pero ¿te supone algún problema en tu vida diaria?

EM- Ja ja ja Sólo uno, que no puedo salir a bailar con amigas bajitas porque no estamos cómodas ninguna…

WW- Una frivolidad… Después de pasar todo el día entre gente de belleza perfecta… ¿Cómo te sientes entre la gente normal?

EM- No me fijo. Me gustaría encontrar un chico que me valorase por quién soy y no por mi imagen. Gracias a esto valoro la belleza que está en el interior y admiro a la gente por cómo es y lo que me transmite. La belleza es transitoria, no se puede juzgar a la gente por la imagen porque yo mañana puedo tener un accidente y quedarme sin piernas.

WW- Un consejo

EM- Ser humilde.


Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s